Barbitúrica Burlesque: buenas intenciones, mala ejecución

Silvia Panadero

Esta es la historia de Barbi, una chica trans, que vive en Barcelona y que tiene una vida un tanto peculiar. Barbitúrica Burlesque de Andrea (Borja Segarra Bueno) y María Romero Coll, es una web serie de 2014, que se ha estrenado recientemente en Filmin.

El personaje principal, Barbi, está interpretado por uno de los directores, Borja Segarra, que desde hace algún tiempo se hace llamar Andrea. Consta tan solo de seis capítulos de menos de 10 minutos de duración cada uno.

Trama inconexa

Al verla, debido a esa estética tan recargada y extrema, me ha recordado a otra serie que ya comentamos aquí, XHOXB, de Manuela Burló, que se estrenó este verano en HBO. La estética es parecida y, aunque los temas que se tratan no son los mismos, lo cierto es que pecan de lo mismo: no tener una historia contundente.

Al menos en XHOXB había algo de trama, aunque informe, pero en Barbitúrica Burlesque simplemente se ven escenas sueltas, inconexas, que no tienen sentido y que no te aportan nada. Una vez que has conocido al personaje protagonista, el resto de capítulos no hacen más que machacar una y otra vez lo mismo que ya has visto de Barbi.

Barbitúrica Burlesque

El tema trans

Agradezco, por una parte, que no haya sido la típica historia de superación de una persona transexual, que ya hemos visto mil veces en pantalla. No es que me parezca mal que existan este tipo de historias, de hecho, pienso que son necesarias a día de hoy. Pero es muy fácil caer en clichés, dejarse llevar por el contenido facilón y la lágrima fácil.

Si se quiere normalizar una situación lo mejor es normalizarla y ya, que aparezca un personaje trans cuya trama no gire en torno a que es trans, un personaje homosexual cuya trama no gire en torno a que es homosexual o una mujer cuya trama no gire en torno a lo complicada que es la vida siendo mujer o en torno al feminismo. Eso es normalizar, en el último caso está mucho más asumido, pero no en los dos primeros.

Barbitúrica Burlesque

Ni guion, ni actuaciones

Barbitúrica Burlesque tiene buenas intenciones, entiendo que se quiere poner en valor la cultura trash y kitsch ligada históricamente a lo transexual y obviamente defender a este colectivo maltratado a lo largo de años. Quizá en 2014 y como webserie tenía sentido.

Hoy en día, no obstante, el nivel de las series de televisión en nuestro país ha subido como la espuma y sin un buen guion no haces nada. Barbitúrica Burlesque no tiene ni un buen guion ni buenas actuaciones. Quizá esto último es buscado, para dramatizar y caricaturizar las situaciones y los personajes, pero a mí no me convence personalmente.

Barbitúrica Burlesque

Lo único que salvaría de esta serie, por decir algo, es el primer capítulo y el último. Estos son mucho más metafóricos y hasta poéticos, aún así no es el tipo de contenido que hoy tiene sentido. Insisto, no por el qué sino por el cómo.

A partir de 3 euros al mes, puedes convertirte en mecenas cultural de Las Furias Cultural Magazine. Si quieres ser un nuevo mecenas PINCHA AQUÍ.

Recibirás beneficios exclusivos como decidir qué publicaremos en los próximos días, relatos o podcast dedicados en los que tú serás el protagonista o la difusión de tu proyecto cultural entre miles de seguidores. Mira todo lo que recibirás siendo mecenas cultural de Las Furias Magazine en Patreon.

Redacción Las Furias Cultural Magazine
Become a Patron!

Comentarios

en este artículo

Aún no tenemos comentarios. ¡¡Puedes ser el primero!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *