·

Tres películas que se convirtieron en series

Muchas veces ocurre que, como precuela de una historia seriada, se hace una película. En teoría, si no recuerdo mal, es lo que iba a pasar con Juego de Tronos, una película después del final de la serie. Pero otras muchas veces sucede lo contrario y de películas de éxito surgen series de televisión.

Vamos a analizar cómo de tres películas nada recientes han surgido tres series actuales con el mismo éxito, o más, que sus predecesoras.

Psicosis (1960) – Bates Motel (2013)

De esta película se podría estar hablando horas y horas. Dirigida por el maestro del suspense, Alfred Hitchcock, y protagonizada por Anthony Perkins, contiene una de las escenas más famosas de toda la historia del cine, parodiada hasta por Bugs Bunny.

La película está basada en un libro, que a su vez se inspira en un personaje real: Ed Gein. Este fue un asesino en serie y ladrón de tumbas en Plainfield (Wisconsin). La policía encontró en su casa cuerpos decapitados, calaveras y otras muchas cosas que no voy a mencionar aquí. Al parecer la madre de Ed era bastante absorbente y no le dejaba casi relacionarse con nadie, queriendo ejercer toda la influencia posible en sus hijos. ¿Os suena?

Debe sonar porque Psicosis no es la única historia de ficción que se ha basado en estos hechos, entre las más conocidas están El silencio de los corderos, La matanza de Texas (Leatherface está inspirado en Ed Gein) y, por supuesto, Bates Motel.

En 2013 se estrenó esta última serie protagonizada por Vera Farmiga, como la madre loquer, y Freddie Highmore como el hijo al que le dan brotes psicóticos. Me gustaría analizar la serie en profundidad, pero la verdad es que vi las dos primeras temporadas con mucho interés y, cuando llegó la tercera, se quebró la magia y ya nunca más se supo. La emisión de esta ficción terminó en 2017 después de 5 temporadas y 50 capítulos.

Quizá algún día la retome por el placer de ver a Vera Farmiga en pantalla, pero de momento me quedo con Psicosis y con todas las películas derivadas de la historia terrorífica de Ed Gein.

Fargo (1996) – Fargo (2014)

Fargo es una película de los hermanos Coen, protagonizada por Frances McDormand, William H. Macy y Steve Buscemi. La historia tiene una trama complicada, casi de gánster, en la que Macy quiere secuestrar a su propia mujer (McDormand) para que su suegro le pague el rescate. Todo sucede en Fargo, localidad que se encuentra en Dakota del Norte, y de ahí el nombre de la película y de la serie.

Bien, en cuanto al argumento Fargo película y Fargo serie no tienen absolutamente nada que ver. Fargo serie tiene cuatro temporadas (la última estrenada hace unas semanas tras más de tres años de sequía) autoconclusivas, que sí conservan el ambiente, la localización y la música de la película, pero además de eso y el nombre, no tienen nada que ver.

La primera temporada me parece una locura. Está protagonizada por Martin Freeman y Billy Bob Thornton y ambos se salen. Lo inesperado de las acciones que tienen lugar durante esta temporada, el viaje del personaje de Freeman desde pusilánimelandia hasta hijoputismotown no tienen ni una pega. Ahora eso sí, las otras dos temporadas bastante flojas y la cuarta aún no he sentido el deseo de verla.

No obstante, siempre le tendré especial cariño a esta serie, ya que durante mucho tiempo fue lo mejor que había visto yo en la pequeña pantalla… hasta que llegó The Crown.

Scream (1996) – Scream (2015)

Parodiada hasta la saciedad, esta película es un clásico del slasher traído a los 90 por Wes Craven. La historia no tiene mucho misterio y es sencilla, pero lo cierto es que Scream es una película de culto y tiene un imaginario propio que ya quisieran muchas. Desde esa primera llamada a esa Drew Barrymore (que vaya papelón de morir a los 5 minutos) con las palomitas quemándose hasta la máscara del asesino, todo ha sido parodiado e incluso los que huyen del género del terror podrían reconocer este tipo de cosas.

Después de cuatro películas, su constitución como franquicia y hasta el rodaje de una peli porno gay basada en Scream, alguien tuvo la feliz idea en 2015 de hacer una serie de televisión, de la que la última temporada se estrenó en 2019.

He de reconocer que me acabo de enterar de que había una tercera temporada porque cuando vi las dos primeras debía de ser 2017 (aunque parece que fue en el año I a.C.). La serie no vale nada, está guay para que los fanses de las pelis las revivan un poco actualizadas, pero yo me la ponía a la hora de la siesta diciendo aquello de: bueno, si me duermo tampoco me pierdo mucho.

Conclusión inesperada

No pensaba hacer una conclusión así sobre este artículo, pero creo que he llegado a la idea de que de todo lo hablado, las películas son mejores que las series, a excepción quizá de la primera temporada de Fargo, que es oro puro. Comparar Psicosis con Bates Motel… nop, comparar Scream peli con Scream serie… nop, no se hacen justicia.

Está guay traer ciertas películas a la vida de nuevo mediante el formato que más triunfa en nuestros días, pero puede que por eso Fargo sea la que más ha dado en la diana. Al final solo recrea el ambiente de la película, pero nos da una historia nueva que puede que sea hasta mejor que la original.

Comentarios

en este artículo

Aún no tenemos comentarios. ¡¡Puedes ser el primero!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *